Flagrante violación de los derechos humanos en Rusia contra los Testigos de Jehová

Flagrante violación de los derechos humanos en Rusia contra los Testigos de JehováAcapulco, Gro. La emoción y festividad que se vive durante estos días por la celebración de un evento de la magnitud de la Copa del Mundo de Rusia 2018, es una enorme distracción y una oportunidad para ocultar el hecho de que en la Federación Rusa existe una flagrante violación de los derechos humanos cometidas contra la libertad de expresión, de asociación y religiosa.

Una de las acciones más notables en este tema, es la persecución de la que han sido objeto ciudadanos ejemplares tan sólo por practicar una creencia religiosa distinta a la de la mayoría, es decir, ser miembros de una confesión cristiana conocida en todo el mundo: La de los Testigos de Jehová.

El 20 de abril de 2017, el Tribunal Supremo de la Federación de Rusia ordenó la disolución del Centro Administrativo de los Testigos de Jehová y de las 395 entidades legales que tienen en el país. Durante la audiencia, el gobierno ruso declaró que, aunque iba a disolver las entidades legales de los testigos de Jehová, cada Testigo tendría la libertad de practicar su fe. Sin embargo, las actuaciones del gobierno contradicen esta afirmación.

Centro Administrativo de los Testigos de Jehová de RusiaLa decisión que tomó el Tribunal Supremo de la Federación de Rusia el 20 de abril de 2017 ha tenido graves consecuencias para los testigos de Jehová de todo el país. Las autoridades han violado los derechos fundamentales de los Testigos y ven la práctica de su religión como ilegal. Además, algunos ciudadanos rusos creen que esta decisión les da licencia para discriminar a los Testigos y hasta para cometer delitos de odio contra ellos.

En al menos siete ciudades de Rusia, la policía ha llevado a cabo violentas redadas contra los testigos de Jehová. En lo que parece ser una campaña coordinada, las Fuerzas de Intervención Especial de Rusia irrumpieron, en ocasiones con máscaras y metralletas, en los hogares de los Testigos, les apuntaron con armas y detuvieron tanto a jóvenes como a mayores para interrogarlos.

Flagrante violación de los derechos humanos en Rusia contra los Testigos de Jehová

  1. El 30 de abril, en Lutsino (región de Moscú), alguien quemó por completo la casa de una familia de Testigos, así como la casa de al lado, donde viven los padres mayores de uno de ellos. Justo antes de quemar la casa, esta persona dijo que odiaba la religión de la familia.
  2. El 15 de mayo, la administración de una fábrica de productos químicos en Dorogobuzh (región de Smolensk) despidió a todos los empleados Testigos. La administración explicó que el Servicio Federal de Seguridad le había ordenado despedir a todos los Testigos porque allí no pueden trabajar extremistas.
  3. El 24 de mayo, en Zheshart (república de Komi), un grupo de personas prendió fuego a un edificio que usan los testigos de Jehová para sus servicios religiosos y le causó daños significativos.

Ante estos sucesos, funcionarios y organismos gubernamentales de todo el mundo han reaccionado ante la decisión del Tribunal Supremo ruso de convertir en un delito las actividades religiosas de los testigos de Jehová en Rusia. Con sus declaraciones han condenado las actuaciones judiciales injustas y excesivas de Rusia contra esta minoría religiosa conocida por sus actividades pacíficas.

Por ejemplo:

“Estamos muy preocupados por la decisión del Tribunal Supremo ruso de rechazar la apelación que hicieron los testigos de Jehová para que no se les considerara extremistas. Este fallo confirma la criminalización de las prácticas religiosas pacíficas de 175.000 ciudadanos rusos y viola el derecho a la libertad religiosa que se garantiza en la Constitución rusa”

— Lord Tariq Ahmad de Wimbledon, ministro para los derechos humanos del Ministerio de Relaciones Exteriores y de la Mancomunidad de Naciones de Gran Bretaña.

“La decisión que ha tomado esta semana el Tribunal Supremo ruso contra los testigos de Jehová es la última noticia que nos llega relacionada con la preocupante ola de persecución hacia las minorías religiosas en Rusia. Les pedimos a las autoridades del país que anulen la prohibición de las actividades de los testigos de Jehová de Rusia y el cierre del Centro Administrativo de los Testigos de Jehová, y que liberen a todos los miembros de las minorías religiosas que sigan encarcelados injustamente por participar en supuestas actividades extremistas”

— Heather Nauert, portavoz del Departamento de Estado de los Estados Unidos.

“Los testigos de Jehová, como cualquier otro grupo religioso, deben poder disfrutar pacíficamente de su libertad de reunión sin intromisión, tal y como lo garantizan la Constitución de la Federación de Rusia, los compromisos internacionales y las normas internacionales de derechos humanos”

— Portavoz del Servicio Europeo de Acción Exterior.

Flagrante violación de los derechos humanos en Rusia contra los Testigos de JehováTanto Amnistía Internacional como Human Rights Watch hacen observaciones al respecto en sus informes de 2017 y 2018. 

Más recientemente tanto la Unión Europea como Estados Unidos han hecho declaraciones en las que manifiestan su preocupación por el maltrato del gobierno ruso a los testigos de Jehová. Ambas declaraciones indican que Rusia mintió al afirmar que la disolución de las entidades legales de los Testigos no afectaría la libertad de cada individuo de practicar su fe.

Tal como indicó la Unión Europea, esa “afirmación no concuerda con las acciones” del gobierno ruso. Además, al comparar la afirmación del gobierno ruso con el trato que ha dado a los Testigos, Estados Unidos concluyó que “en realidad es lo contrario”.

Hay expertos que aseguran que la decisión contra los Testigos de Jehová forma parte de una creciente campaña de las autoridades para disminuir el poder de los grupos religiosos que compiten con la Iglesia ortodoxa, señala el editor del servicio ruso de la BBC, Famil Ismailov. Aunque ni el gobierno ruso ni la Iglesia ortodoxa ha hecho comentarios respecto a esto.

A la fecha las autoridades rusas han encarcelado a 8 varones Testigos y están llevando a cabo 12 investigaciones penales en 11 ciudades. Aunque la confiscación de cada vez más propiedades es un hecho lamentable, la principal preocupación es el sufrimiento de personas que están siendo perseguidas por su fe.

Mientras la mayoría de los medios se enfoca sólo en lo que sucede durante la Copa del Mundo, el nuestro seguirá informando acerca de la situación que se vive en la Federación de Rusia. 

Enlace a las declaraciones:

https://www.osce.org/permanent-council/381820

https://www.osce.org/permanent-council/381823

Más información:

En el sitio oficial de los Testigos de Jehová

En Human Rights Watch

Top